Archivo mensual: febrero 2012

A Aly, mi eterna Penélope

Te esperé

De frente al viento

Y con todas mis esperanzas

Puestas en tu sonrisa

Con puñados de sueños

Colgando de tu mirada

Hice tiempo y esperé

Como espera un niño el día de Reyes

Hasta que el sol quemó mi piel y volvió a ocultarse

Canté con los ruiseñores

Volé con las mariposas

Miré muchas veces hacia atrás

Y creí ver tu silueta y tus ojos almendrados

Sentí el eco de chiflidos llamando mi nombre

Di tiempo al tiempo y esperé

Hasta que la oruga fue mariposa

Hasta que perdí viejos miedos y gané nuevas fobias

Salí a tu encuentro

Pero nunca apareciste

Y regresé a casa

Con la sensación

 Aún verde

 De que llegarías

© Daymé García R

1 comentario

Archivado bajo Andando En Esta Vida, Hoy, Musas

Entre mis paredes

La inmundicia del exterior  aguijona mis sentidos

Le observo agrandarse ante mis ojos

Deslizarse como una epidemia

Ante la sonrisa indiferente  de todos

Y decido, desde mi ventana

Quedarme a las tinieblas de esta soledad tan pura, tan limpia y tan mía

Antes que soportar la caricia de la falsedad en mi cuello

 El cuervo con garras filosas que escarba con el afán de destruir

O ante la serpiente que inescrupulosamente se arrastra y envenena

 Elijo  pues,

Perderme en la voz suave del mar

En la parábola de un libro

En la sonrisa de extraños

O en los rayos del sol que otro día se lleva

 Así, enajenada,

Lejos de la hipocresía del mundo…

 

 

© Daymé García

4 comentarios

Archivado bajo Andando En Esta Vida, Musas, Vida

El cielo se ha roto en lágrimas

Sobre mi jardín,

Y las flores relamen sus pétalos

De puro gusto

Perfumando los ojos, el paladar y la vida…

La tarde humedece mis recuerdos

Y mi añoranza bosteza al despertarse,

No sé porque o por quién;

Pero araña y me muerde

Y me hace saber que existe y que amo

Y que necesito alimento de besos,

Y de sexo, y de caricias…

Y que necesito,

Urgente,

Hacer añicos el silencio de mi habitación

Y la soledad de mi vida…

Y algo lejos,

En la entrañas,

Me alerta con breve guiño,

La próxima llegada de algo

Que ha esperado más de medio siglo…

El cielo se seca los ojos

Con su pañuelo azul,

Y cuando el sol le lava la cara

La tarde vuelve a sentarse

Sobre ésta infinita paciencia…

 

 

 

Miguel Ángel García

2011

(Primera lluvia de Mayo)

 

Deja un comentario

Archivado bajo Junio, Padre, Uncategorized, Vida